Odinamica
Odinamica

Formando
Gente Influyente.

Sobre Gente Influyente

  • compartir

El Heráclito reseñó: “el cambio es la única constante”. Cierto es que el mundo se encuentra en total dinamismo que inevitablemente nos involucra, bien sea para adaptarnos o para ser “arrastrados” por la vorágine de sucesos novedosos que nos circundan. Partiendo de esto, el cambio se convierte en una tarea constante para el ser humano, pues adaptarse a las nuevas circunstancias representa para muchos un desafío de su status quo, cosa que invita a abandonar la zona de comodidad que brinda garantía de resultados actuales, pero no de los futuros. Hacer que la gente se mueva de esa zona de confort y que emprendan nuevas acciones para nuevos y mejores resultados, es la misión de la gente influyente.

Gente con la capacidad de promover cambios positivos, sería la descripción más exacta del concepto de GENTE INFLUYENTE. A esto podemos agregar que, aquellas personas que inspiran a otros a actuar de manera resolutiva, son gente influyente; aquellas personas que accionan para resolver una situación crítica, son gente influyente; aquellos individuos que buscan mejorar su entorno laboral, son gente influyente; quienes tienen la capacidad de hacerse escuchar y convencer a otros sobre ideas productivas que valen la pena, son gente influyente; los que poseen la habilidad para convertir los conocimientos en acción, son gente influyente; aquellos quienes modelan los comportamientos esperados, son gente influyente; quienes se abren al aprendizaje y a la innovación, son gente influyente; quienes tienen la osadía de proponer soluciones valiosas a problemas como la salud, la educación, la economía, son gente influyente.

Caminan entre nosotros, unos poseen un título universitario y hasta más. Son carismáticos y otros son silentes. Mujeres, hombres, ancianos y niños; todos pululan en la sociedad con la capacidad de hacer de su entorno algo mejor. Algunos son líderes con la capacidad de dirigir gente. Otros son capaces de hacer que su opinión, tal y como la expresan, sea compartida por mucha gente. Son personas con una alta capacidad comunicativa y con criterio. Son capaces de generar cierta corriente de opinión, un debate entre las personas que tienen alrededor. Sus palabras nunca dejan indiferente a nadie, o te encanta o lo odias.

Pero las personas influyentes siempre producen "algo" en el resto. Sin embargo, no son gente que imponga su criterio de una forma dictatorial. Son personas a las que no les hace falta alzar la voz para hacerse entender, ni decir "eso es así" para que la gente les dé la razón. Son influyentes sin necesidad de pedirlo. Poseen cierto magnetismo, producen sensación de atracción en aquellos que están a su alrededor, se siente la necesidad de buscarlos y de escuchar un mensaje suyo.

La gente que influye positivamente, se encarga de modelar el comportamiento esperado y de hacer sentir que esa nueva forma de hacer las cosas vale la pena. Lo hacen desarrollando cambios personales, sociales y estructurales.

ODINAMICA ha sido promotora de gente influyente, no sólo haciendo conscientes a otros sobre su capacidad de influir, sino también formando a otros en competencias influyentes como la facilitación de procesos de aprendizaje, el ejercicio comunicacional, el acompañamiento en procesos de crecimiento como el coaching y la formación de líderes y supervisores de avanzada. A través de innumerables procesos de capacitación y desarrollo, hemos provisto a muchos socios de aprendizaje de herramientas y conocimientos útiles para emprender acciones de mejoramiento de su propio desempeño en la organización y consecuentemente, de la mejora del entorno social en el que habitan.

Nos sentimos responsables de incidir en la influencia de los demás, generando agentes de cambio en la empresa, para abordar situaciones cotidianas que implican la congregación de varios individuos en la empresa, así como de potenciar las habilidades de otros para ser miembro de familia, para ser mejor ciudadano y para hacer país.

¡Bienvenida la gente influyente que hace posible un futuro mejor!

José Ernesto Parra

 

Lorem ipsum dolor sit.